Arte Tradicional“El arte tradicional africano debe ser contemplado desde su contexto, está sujeto a un pensamiento que trasciende el aspecto material, físico, y solo se explica a partir de la naturaleza, de la intención con que se concibió, como parte de la conformación del sistema de vida del hombre en esa región geográfica.”

Así lo afirma Yoan Álvarez, joven crítico e investigador, para quien este presupuesto resultó esencial en las proyecciones conceptuales de un libro de ensayos que ha dado a conocer recientemente: Continuidades. Revisitando el arte tradicional africano (Ediciones Aldabón, 2013).

“Más que intenciones estetizantes, las producciones artísticas de estas culturas presentan un carácter pragmático y funcional, responden ante todo a sus necesidades religiosas, a la búsqueda de una representación de su cosmovisión, su cotidianidad, su fe”, comenta el autor.“Fuertes polémicas se han suscitado por el hecho de que en ocasiones estos criterios han sido obnubilados por juicios axiológicos occidentalistas, que tratan de significar estos procesos culturales a través de códigos estéticos fundamentalistas y totalizadores, que parten de la perspectiva occidental, y no de los conceptos propios del arte tradicional africano.”

 “Esto puede apreciarse en primera instancia en la denominación de «arte primitivo» con que algunos lo conocen, lo que implica un matiz peyorativo, discriminatorio, y que en el fondo es muestra de desconocimiento no solo del concepto que acompaña a estas obras sino hasta de sus características formales que, por cierto, en algunos casos poseen una gran complejidad técnica, un impresionante nivel de estilización (por ejemplo, el arte del reino de Benin o Ifé, los Yoruba, los Gelede, los Ashanti), aunque siempre desde sus propios códigos, distinto a los de Occidente.”

 
Según afirma el autor, Continuidades... se acerca a la producción artística de estas culturas con sumo cuidado en ese sentido, y destaca el modo en que en todo momento trata de conciliar el arte y la antropología.
 
Aunque es un análisis coherente, orgánico, que abarca el arte tradicional africano de manera general, el volumen asume como punto de partida específico el campo de investigación ofrecido por la vasta colección que sobre esta temática atesora el Museo de Arte de Matanzas (MAM), donada por el pintor y coleccionista cubano radicado en París, Lorenzo Padilla Díaz. 
 
Los ensayos de Continuidades... abarcan tópicos sugerentes que refieren el universo cultural de estos pueblos, con abordajes teóricos como el comportamiento del arte africano entre el mercado, el poder y la resistencia en los que se constata gran seriedad investigativa.
 
Merecen especial atención los análisis del autor acerca del tratamiento escultórico en la representación de la fertilidad, la maternidad, los Ibeyis, el “héroe mítico” o los “guardianes de relicarios”.
 
Yoan Álvarez Pérez (Ciego de Ávila, 1980), graduado de Licenciatura en Historia del Arte por la Universidad de La Habana en 2008, se desempeña actualmente como curador y especialista principal del Museo de Arte de Matanzas (MAM).
 
Ediciones Aldabón es la casa editorial de la Asociación Hermanos Saíz en la provincia de Matanzas, y entre sus propuestas más recientes se hallan además la antología La calle de Rimbaud. Nuevos poetas cubanos; Ensayos sostenibles, de Noel Castillo, y Estación de noctámbulos (cuentos), de Isnalbys Crespo.

Por: Norge Céspedes