Como es característico ya en su quehacer poético, el escritor matancero Hugo Hodelín Santana vuelve a valerse de un sujeto lírico ubicado en los márgenes sociales para trasladarnos una peculiar visión de su época, en este caso desde las páginas de su más reciente cuaderno de versos, En la línea zaguera, que será presentado próximamente por Ediciones Matanzas.

En la Línea Zaguera. Hugo Hodelín Santana

“Respeto todas las perspectivas, pero a mí no me importan los que están delante, sino los que están en el otro extremo, al fondo, en la línea zaguera, donde también se juega el partido de la vida, aunque de un modo diferente”, asegura el poeta, quien, marcado por una peculiar adhesión a la corriente del realismo sucio, se acerca desde sus versos, de una manera descarnada, al ser humano contemporáneo y a su contexto.

En la línea zaguera es menos ríspido que los libros anteriores, aunque no deja de ser punzante; lo es, pero de otro modo, y esto lo define ese cinismo, esa ironía desacralizante, cuestionadora, que caracterizan al individuo de a pie, al que vive en los márgenes, al que le tiemblan las manos en la mañana porque necesita con urgencia, y por encima de cualquier otra cosa, un poco de alcohol.”

Distinguidos “por un tono más reflexivo y por un mayor trabajo con el lenguaje” —según el autor—, de corte coloquial y versos libres, los más de treinta de poemas de este volumen fueron escritos en su mayoría hace una década atrás y formaban parte de un libro titulado “Cosas del mundo”, que acabó desgajándose y convirtiéndose en su último volumen publicado, En dos strikes (Ediciones Matanzas, 2013), y en este que nos ocupa.

El escritor Leymen Pérez, a cargo de la edición de En la línea zaguera, ha dicho que este título “nos muestra una poesía inquietante y seductora por la utilización de imágenes provenientes de una visión áspera de la realidad, donde los que están “sentados en los quicios de las aceras” les dicen a los demás lo que no quieren oír, sin complacencias ni máscaras. Unas veces erótico, otras reflexivo y mordaz sobre la condición (in)humana, el poeta se aproxima con este libro a ciertas plenitudes poéticas”.

Hugo Hodelín Santana (Matanzas, 1955) ha publicado los poemarios El anciano (Ediciones Matanzas, 2005), Confesiones de un poeta mientras cuida un parqueo (Ediciones Matanzas, 2007), Reacciones adversas (Ediciones Vigía, 2007), Las paredes del tiempo (Ediciones Vigía, 2013) y el ya mencionado En dos strikes (Ediciones Matanzas, 2013), que obtuviera el Premio Provincial de la Crítica “Orlando García Lorenzo” 2014.


Por: Norge Céspedes