Los SiervosLos siervos, obra marginada de un autor marginal, fue escrita por Virgilio Piñera para la revista Ciclón en 1955. Esta publicación rebelde, financiada por Rodríguez Feo, pretendía alejarse del intimismo de Orígenes y bajo la labor intelectual de Piñera publicó las 120 jornadas de Sodoma de Sade, el texto contra los poetas de Gombrowicz, el estudio de los versos de Ballagas a partir de su condición homosexual o esta increíble obra de teatro en un acto que mediante el juego preciso del lenguaje y la acción desarticula el poder comunista a la manera de Stalin.

Por tanto, Piñera, además de ser el padre del teatro moderno cubano con su Electra Garrigó, de adelantar el conversacionalismo y el surrealismo en nuestra poesía con  “La isla en peso” y revolucionar nuestra cuentística con sus Cuentos fríos podría verse además como uno de los profetas literarios de la debacle del comunismo ruso. Pero, a diferencia de otros intelectuales europeos,  la genialidad estriba en la sorprendente síntesis humorística de su pensamiento.