Agustín Drake“Dos cosas de algunas cosas”, una expo personal del reconocido artista Agustín Drake, acaba de inaugurarse en el Museo de Arte de Matanzas, donde permanece a disposición del público desde el pasado 2 de julio y hasta el 24 de agosto.

La muestra reúne un total de quince piezas, la mayoría recién terminadas, que responden a los presupuestos estéticos característicos de este escultor y forman parte de un proyecto expositivo mayor, que con el mismo nombre Drake llevará hasta la Galería de Arte de Colón en setiembre venidero.

Drake, quien acaba de cumplir ochenta años de edad, dijo que “Dos cosas de algunas cosas” no es más que un nuevo testimonio de su necesidad de expresión como artista, y confesó que era también una respuesta a una especie de pie forzado que él se pone: hacer por lo menos una exposición cada cinco años.

En las palabras de catálogo, Yamila Gordillo y Yoan Álvarez afirman que “la producción plástica de Agustín Drake configura una suerte de reproductor sensorial que aúna elementos de la propia naturaleza, los que ya forman parte de un objeto preconcebido. Sus piezas son reelaboradas a partir de una patrón conocido que él reinterpreta e infunde con un nuevo sentido, proporcionando a su obra esa transgresión que logra a partir de su inquietante visualización neodadaísta, donde logra transportar sus experiencias oníricas hacia un nuevo concepto (ratoneras, trompetas, bichos, cascos…).”

“(…)El rejuego, la apología simbólica del objeto utilizado, que es contextualizado y se le otorga una nueva funcion por medio de una superposición de materiales soldados y desencajados, es el arma fundamental del empeño artístico de Agustín. Él utiliza, al igual que los hombres de la prehistoria, la protuberancia del objeto en bruto, para esculpir y lograr la figura del modelo natural que le proporcionan la piedra, el metal o la madera en la reconstrucción de una conceptualización diferente, otra idea.”


Por: Norge Céspedes