El evento más importante. Autor e InternetTal vez no protagonizamos el evento literario más importante del mundo. Ni de Cuba. Ni siquiera de La Habana. En verdad se trató de un acontecimiento que no tuvo la mayor relevancia fuera del ámbito de nuestros propios intereses: los de quienes, por alguna razón incomprensible, intentamos hacernos sitio en la web con un proyecto independiente (¿un proyecto de autor?) encaminado a divulgar —a veces hasta a dar a conocer— el trabajo de los escritores cubanos de las generaciones más recientes; dígase: aquellos que han vivido y creado —en el país o fuera de él— a lo largo de las últimas cinco décadas (años de más o de menos).

Pues sí. Durante los días 16 y 17 de noviembre nos reunimos por fin en la sala Villena de la UNEAC (en su sede central de 17 y H), más una última sesión (ya en la tarde del sábado) efectuada en el Salón de Mayo del Pabellón Cuba, en plena rampa habanera, donde la Asociación Hermanos Saíz ha mantenido desde siempre su cuartel general. Lo hicimos por una de las siguientes razones (escoja el lector la que le suene más convincente):