Marcelo BrasilArgentina, Brasil, México, Nicaragua, Uruguay y Venezuela en la fiesta matancera de los títeres del 14 al 22 de abril Desde que Teatro Papalote convocara, en 1994, la primera edición del Taller Internacional de Títeres de Matanzas, como fiesta de dialogo e intercambio entre los artistas nacionales del retablo y sus colegas de allende los mares, el continente latinoamericano ha estado presente.

Son muy pocos los países sureños que no han acudido al llamado de la isla de Pelusín del Monte. La edición de 2012 presentará a grupos de Argentina, Brasil, México, Nicaragua, Uruguay y Venezuela.

Tras la puerta títeres, es un colectivo argentino radicado en Asturias, España, que dedica su arte a la singular técnica del teatro de papel. Aureliotiterías se llama el espectáculo unipersonal protagonizado por Ana Laura Barros, cuya historia surge a partir de la obra de dos grandes artistas:

Aurelio Suárez (Gijón, 1910 -2003) pintor asturiano, surrealista y viceversa y Julio Cortázar (1914 -1984), uno de los más grandes escritores argentinos, coqueteó con el surrealismo en su libro Historias de cronopios y de famas. Aureliotiterías mezcla a los dos artistas, los encuentra, los dialoga, los une. De este modo surge un espectáculo de teatro de papel y narración que apuesta por una estética poco explorada hasta ahora. Este espectáculo se ha creado a partir de las obras y personajes de Suárez: Amador de flores (1952), Noche de frío espeso (1954) y Anochecer de cálido verano (1954); y del escultor Eugenio López (Oviedo, 1951), Sin título (1998), cuyo sugerente y versátil poliedro en acero inoxidable sirve de escenario para contar las historias. Estas obras pertenecen a la colección permanente del Museo de Bellas Artes de Asturias.

Practicante de la milenaria técnica de las sombras, es el Teatro Karawozwk, de Paraná, Brasil. En la persona del actor y director teatral Marcello Andrade dos Santos, Karawozwk viene a Matanzas con una interesante charla sobre el género que incluye un montaje de 20 minutos titulado El niño que no podía volar. El artista brasileño, que estará en Cuba como becario del Taller Internacional de Títeres a través de la colaboración con la Comisión UNIMA para América Latina, lleva más de 20 años experimentando con el mundo de las sombras, por lo que domina todo lo que a equipamientos de luces especiales, efectos, escenografías animadas, muñecos y trabajos con bailarines se refiere.

Momento especial constituirá la presencia en nuestro país del grupo Figurat Teatro, del Distrito Federal, en México. Su puesta en escena Fausto, un cuento del demonio, es un espectáculo para un solo actor, muñecos, baúles, fermas y un espectador invitado a la escena, defendido por el intérprete y director artístico Enmanuel Márquez. El Fausto de Goethe, se presenta condensado en una versión completa de una hora y veinte minutos, dedicado al público adulto del Taller Internacional. Con más de 900 representaciones, Fausto…, se ha presentado en Festivales Internacionales en España, Venezuela, Argentina, Colombia, y diversos estados de la república mexicana.

Estudiantes del Instituto Superior de Arte en La Habana, son los integrantes del colectivo nicaragüense Extra Títeres, herederos del experimentado Teatro Guachipilin, de Managua. El montaje cuenta la fábula de dos actores que llegan de muy lejos para compartir con el público, las historias de un personaje popular. El nica más pícaro, que es el nombre de la puesta en retablo, recrea los cuentos del Tío Conejo, personaje pintoresco de la tradición oral nicaragüense y latinoamericana. En esta propuesta se entrelazan tres cuentos: La vieja del sandiyal, El rey de la hojarasca y Tío Conejo visita a Tata Dios, desde una visión contemporánea y en busca de las raíces de la cultura nica.

Barrio Sur o Medio/Mundo, unipersonal titiritero de Gustavo Martínez, del Teatro Girasol del Uruguay, se inspira en el Barrio Sur ,en Montevideo, cuya zona se ha caracterizado por ser sitio donde los hombres y mujeres, fundamentalmente afrodescendientes, vivían en ciudadelas. Desde allí se gestó uno de los ritmos más significativos de La capital uruguaya, el Candombe. Sobre la década de los años 80, en ese momento gobierno militar, por lo cual existía una gran represión a todo el movimiento popular, deciden trasladar a toda la comunidad y llevarla a vivir a una fábrica abandonada. Se demolió, destruyó desde los cimientos estos espacios con el objetivo de la especulación inmobiliaria.. La puesta toma al cabezudo de carnaval como personaje retablo caracterizándolo como un "lubolo" (integrante de las comparsas), donde desde su gran boca van presentándose diferentes personajes, este espectáculo va acompañado por imágenes que muestran este genocidio cultural, ejercido desde los sillones de la dictadura militar uruguaya. Teatro Girasol viaja también a Cuba como becario de la Comisión UNIMA para América Latina

Telba Carantoña Teatro, de Venezuela, cierra La presencia titiritera latinoamericana en la Ciudad de los puentes. El espectáculo Los cuentos de Maese Pedro, conformado por las conocidas obras Chímpete Chámpata de Javier Villafañe y El gato y los ratones, de Roberto Espina, es una producción donde grandes y chicos aprenderán sobre la amistad, la valentía y la confianza. 


 

 Por: Rubén Dario Salazar